Turquía, entre dos continentes

5/5 - (1 voto)

Turquía es uno de los siete países considerados euroasiáticos. Para los europeos esta visita nos supone un impacto cultural, pues son muchas las diferencias que ya encontramos con el resto de Europa.

Una de sus ciudades principales, Estambul, es de las más visitadas y hermosas. Es la única que conocemos del país y de la que os podemos hablar. Nos hemos prometido algún día visitar toda la zona de la Capadocia…¡¡de la que hemos oído maravillas!!. ¡Lo compartiremos en nuestro blog por supuesto!.

¿Cuándo viajar a Turquía?

En Turquía, las temperaturas pueden variar mucho entre el verano y el invierno. Por eso, lo mejor es visitar este increíble país durante las estaciones intermedias, o en verano si queréis disfrutar de las playas en las costas. Al norte y al este, optad preferiblemente por el periodo estival para no pasar frío.

Para visitar Estambul, los mejores momentos son la primavera (abril y mayo) y el otoño (de finales de septiembre a principios de noviembre). Los veranos son muy calurosos y en el invierno nieva frecuentemente. Es mucho más cómodo visitar la ciudad en otras épocas del año.

¿Es necesario Visado?

Los ciudadanos españoles pueden entrar en Turquía por unos días con el pasaporte o el DNI indistintamente, aunque os recomendamos que llevéis el pasaporte. Tan sólo será necesario que la validez del documento sea de al menos tres meses. Al llegar al aeropuerto deberéis pagar 20 euros en concepto de visado. También es posible obtenerlo previamente online en la siguiente página web:

https://www.evisa.gov.tr/en/

Para estancias más largas, hay países que necesitan visado. Os resumimos a continuación las condiciones.

  • Para estancias de hasta 90 días: Australia, Austria, Antigua y Barbuda, Bahamas, Barbados, Bélgica, Canadá, Caribe, República Dominicana, Haití, Holanda, Hong Kong (pasaporte británico), Irlanda, Italia, Jamaica, Malta, Maldivas, Omán, Portugal, España, Eslovenia, Reino Unido y Estados Unidos.
  • En el caso de estancias de hasta 60 días: Albania, Bielorrusia, Ucrania y Rusia.
  • En estancias de hasta 30 días: Armenia, Azerbaiyán, Bahréin, Estonia, Chipre, Hungría, Jordania, Letonia, Lituania, Moldavia, Noruega, Polonia, Rumania, Eslovaquia, Tayikistán, Turkmenistán, Serbia y Montenegro.

Otros países no necesitan visado, os resumimos a continuación las condiciones.

  • En estancias de hasta 90 días (pasaporte con validez mínima de 3 meses): Andorra, Argentina, Bolivia, Bulgaria, Chile, Corea del Sur, Dinamarca, Ecuador, El Salvador, Finlandia, Francia, Alemania, Georgia, Grecia, Honduras, Hong Kong, Islandia, Irán, Israel, Japón, Liechtenstein, Luxemburgo, Malasia, Mónaco, Marruecos, Nueva Zelanda, Nicaragua, San Marino, Singapur, Suecia, Suiza, Trinidad y Tobago, Túnez, Uruguay, Ciudad del Vaticano, Venezuela.
  • Para estancias de hasta 60 días (pasaporte con validez mínima de 2 meses): Bosnia y Herzegovina, Croacia y Macedonia.
  • En el caso de estancias de hasta 30 días (pasaporte con validez mínima de 1 mes): Costa Rica, Kazajistán, Kirguistán y Macao.

Los países no incluidos en los apartados anteriores necesitan visado y deben obtenerlo en la embajada de Turquía más cercana.

¿Qué moneda hay?

Desde el 1 de enero de 2009, la moneda oficial de Turquía es la Lira Turca (TL). La nueva moneda sustituye a la Nueva Lira Turca que se implantó en 2005 y que, tras cuatro años de utilización, cambió de nombre.

De forma aproximada, un euro equivale a dos liras turcas y un dólar a una lira y media.

Aunque nuestra mejor opción siempre es sacar Liras Turcas directamente de los cajeros automáticos, si queréis cambiar euros o dólares lo mejor es hacerlo en las casas de cambio. Tienen una tasa algo peor que los bancos pero a cambio no cobran comisión.

Franja Horaria

El horario en Turquía es GMT+3, es decir, dos horas más que en España en la época de invierno y una más en verano.

Religión

En Turquía, el 90 % de la población es musulmana. El islam es la primera religión del país. Entre los musulmanes, un gran porcentaje son sunitas. El resto se divide en varias ramas, con una mayoría aleví y otras comunidades más raras como los derviches giróvagos, que surgen del sufismo.

El 10% restante se reparte entre los diferentes grupos de cristianos y las distintas comunidades, como los griegos o los turcos ortodoxos, los asirios o los sirios jacobitas.

Con unos 35 000 fieles, la mayoría de la población judía se encuentra en Estambul. Entre ellos, un 90 % es sefardí. El 10 % restante se divide entre asquenazís, caraítas y «marranos» (judíos conversos). Hoy en día, aunque Turquía es cada vez menos cosmopolita, las religiones conviven apaciblemente y con una gran tolerancia.

Idioma

Aunque el idioma oficial de Turquía es el turco, en ciudades como Estambul, debido a la cantidad de turistas españoles que hay, encontraréis mucha gente que habla español. Si sabéis inglés tendréis además menos problema para comunicaros.

Curiosidades

Aquí van algunas curiosidades sobre Turquía:

  • Estambul es la única ciudad del mundo situada a la vez en dos continentes ya que está en Europa y Asia. A pesar de su enorme población e importancia dentro del país no es la capital de Turquía, que queda en la pequeña Ankara
  • El Gran Bazar de Estambul es el mercado más grande del mundo
  • La ciudad más famosa del país ha tenido varios nombres a lo largo de la historia aparte del actual como son Bizancio o Constantinopla
  • Se dice que el primer ser humano en volar fue Hezarfén Ahmet Çelebi. En el siglo XVII saltó desde lo alto de la Torre de Gálata
  • En Estambul hay gatos por todas partes, en las calles, mezquitas y restaurantes. Están limpios, bien alimentados y todo el mundo los respeta
  • El Adhàn es la hora del rezo. Cinco veces al día su sonido inunda las ciudades. Los cánticos comienzan en una mezquita. Luego van avanzando progresivamente hasta que se oyen en cada rincón. A las cinco de la mañana puede ser un despertar inesperado
  • La bebida más típica es el té
  • Turquía controla el 75 por ciento de la cosecha mundial de avellanas, ocupando el primer lugar como productor y exportador de este noble producto
  • Entre las curiosidades sobre este país destaca también la que señala que el hombre que dio origen a la leyenda de Papá Noel o Santa Claus vivió y murió allí. Nos referimos al santo de nombre Nicolás, que fue obispo de Myra y al que se le atribuyen milagros y bondades, sobre todo con los pobres. Sus restos se suponía que descansaban en Bari, Italia. Pero ahora existe la teoría de que pueden estar enterrados bajo un templo que se descubrió debajo de la iglesia de San Nicolás, en el distrito de Demre

Información adicional

Gastronomía turca

Referencias literarias y cinéfilas en Turquía

Marcar el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.