Cine y Literatura en Singapur

4.7/5 - (14 votos)

El cine de Singapur

El cine de Singapur es un referente en Asia. El país es un auténtico potencial en su continente en muchos aspectos, y como no, también en el cine. Allí se realiza de hecho un Festival que celebra desde el año 1987 y durante diez días el séptimo arte asiático.

El evento cuenta cada año con cerca de un centenar de proyecciones de películas y más de 10.000 visitantes de todo el mundo, que acuden a él para asistir a sesiones inéditas.

En paralelo a la proyección de las películas, también es posible asistir a conferencias y debates con figuras emblemáticas del cine asiático.
Este festival se ha convertido con el paso de los años en una cita ineludible en Singapur.

Entre las mejores películas del cine de Singapur, debemos destacar, de hace tiempo, «Nujum Pak Belalang» (1959) y «Tiga Abdul» (1964), y ya más recientes, «Leap» (2017) y «Retratos de Familia» (2013). Tuvimos la oportunidad de ver esta última cuando se estrenó en España y nos gustó bastante.

La literatura de Singapur

La literatura de Singapur comprende una colección de trabajos literarios en cualquiera de las cuatro lenguas principales del país: inglés, chino, Malay y tamil.

Mientras los trabajos literarios se pueden considerar como también perteneciendo a la literatura de sus lenguas específicas, la literatura de Singapur se ve como un cuerpo distinto de la literatura que retrata varios aspectos de la sociedad de Singapur y forma una parte significativa de la cultura del país.

La literatura en cuatro idiomas oficiales se ha traducido y se ha mostrado en muchas publicaciones desde los años 1980 y 1990, con redactores como Edwin Thumboo y Koh Buck Song. También en antologías multilingües como «Ritmos: Una Antología Milenaria Singaporean De la Poesía» (2000), donde los poemas se tradujeron cada uno a tres lenguas. Varios escritores de Singapur como Tan Swie Hian y Kuo Pao Kun han contribuido al trabajo en más de una lengua. Sin embargo, cada vez se cree más que Singapur tiene cuatro «subliteraturas» en vez de una.

Marcar el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.