Singapur, rascacielos y riqueza

«La ciudad del león»

Singapur es uno de los países más ricos del mundo, con una economía muy desarrollada y poderosa. Su capital es la ciudad con el mismo nombre, por lo que se considera una ciudad-estado.

Conocida y considerada por muchos como «el New York asiático», Singapur sorprende mucho la primera vez que se visita.

Siempre hemos oído hablar de cómo es la vida en las importantes urbes en Asia, con un importante nivel de contaminación, grandes atascos, mucha gente, ruidosas, con frenética actividad…Singapur impacta porque es muy diferente en este sentido, encontrándose el viajero ante una ciudad ordenada, rica, limpia, verde, cívica y tranquila. Sus rascacielos y edificios altos hacen que inevitablemente nos acordemos de otros lugares, o incluso de las fotografías y posters que siempre hemos observado.

Antes de adoptar el nombre actual, el país se llamaba Temasek, que significa “pueblo del mar” en javanés. En 1299 el Rey de Indonesia visitó la isla de Singapur. Vio un animal que parecía un león y le cambió el nombre a Singapura (Ciudad del León). Aún así, los expertos aseguran que nunca ha vivido ningún león en Singapur, su nombre nació de una confusión. Así se creó el icono de la ciudad, un león con cola de pez llamado Merlion que simboliza los dos nombres que ha tenido el lugar: este fiero animal y el pueblo pesquero.

¡¡Nos encantó Singapur!!. Estuvimos allí solo dos días pero fueron suficientes para llevarnos una idea de cómo es la vida en una de las ciudades más poderosas del mundo. Un visita muy muy recomendable y que siempre recordaremos.

¿Qué ver en Singapur?

Dos o tres días son suficientes para visitar lo más importante de esta llamativa ciudad, la cual se conoce paseando y viviendo su ambiente multicultural. Si algo caracteriza a Singapur son sus diferentes barrios, atendiendo a distintas religiones y etnias.

A continuación os enumeramos los principales puntos de interés que no os debéis perder.

Orchard Road

Orchard Road es una gran avenida arbolada donde se encuentran diversos centros comerciales, los hoteles más exclusivos y algunas de las mejores tiendas. Darse un paseo por ella es una experiencia estupenda para conocer el ambiente de la ciudad.

No muy lejos y tomando Edinburgh Road se encuentra el Istana («palacio» en malayo). Este palacio fue construido en 1867 para el gobernador británico y actualmente es la residencia del presidente de Singapur. Un paseo por sus hermosos jardines es una visita muy agradable.

También desviándose un poco de Orchard Road podéis encontrar el Museo Nacional de Singapur. 

Istana, en Singapur
Museo Nacional de Singapur

Galería Nacional

Es la galería más importante del sudeste de Asia. Inaugurada en Noviembre de 2015, es una visita imprescindible para los amantes del arte. Este fastuoso museo, diseñado por el estudio francés Milou, alberga más de 8.000 obras de artistas como Lee Man Fong, Raden Saleh y Fernando Cueto Amorsolo.

Desde la azotea además tenéis unas vistas impresionantes de toda la ciudad.

Boat Quay

Es una de las zonas más conocidas de Singapur, el lugar preferido de los extranjeros que viven allí. En esta parte se encuentran algunos de los mejores bares, pubs y restaurantes de la ciudad. Es un buen sitio para cenar.

Vista de los rascacielos desde el puente de Boat Quay

Clarke Quay

A orillas del río de Singapur, es una de las zonas más vivas y en ella se encuentran decenas de restaurantes, tiendas y locales de copas.

Clarke Quay abarca cinco manzanas con casas de antiguos almacenes rehabilitados. Durante el siglo XIX, fue el centro comercial de la ciudad.

La mejor hora para visitar Clarke Quay es por la noche, cuando las luces y el ambiente combinan a la perfección. Es un lugar estupendo para ir a tomar una copa y conocer de primera mano el ambiente nocturno de Singapur.

Little India

Little India (Pequeña India) es uno de los barrios más característicos: el olor a incienso, las ropas de colores, la arquitectura y las tiendas son algunas de las cosas que lo hacen tan especial.

Los primeros inmigrantes indios fueron los sirvientes de Sir Stamford Raffles, el fundador de la ciudad, que llegaron a Singapur en 1819. A finales del siglo XIX fueron llegando muchos más inmigrantes en busca de trabajo.

Actualmente Little India es el centro neurálgico de la comunidad india en Singapur.

Os recomendamos pasear por las calles de este barrio y visitar algunos de sus templos más famosos, entre los que destaca el de Sri Veeramakaliamman. Permanece cerrado entre las 12:15 y las 16:00 horas. Las mejores horas para visitarlo son: 8:00, 12:00, 18:30 y 21:00.

Calle en Little India, en Singapur
Casa típica en Little India, en Singapur
Entrada al Templo Sri Veeramakaliamman, en Singapur
Sri Veeramakaliamman Temple, en Singapur

Chinatown

Muchas ciudades en el mundo actualmente tienen su barrio chino. En el caso de Singapur, éste cobra más fuerza que en otros muchos lugares, siendo uno de los principales de la ciudad. Es un legado de los primeros colonos chinos que habitaron en Singapur. Más del 70% de los habitantes actuales del país tienen ascendencia china.

Como el resto de Singapur, Chinatown también destaca por la mezcla cultural. En muy pocas ciudades es posible ver dos mezquitas árabes y un templo hindú en el corazón de esta zona.

Como en cualquier barrio chino que se precie, si hay un negocio que destaca además de las tiendas, son los restaurantes chinos. Los precios son muy económicos y la calidad de la comida bastante buena, por lo que lo recomendamos para comer. ¡Nosotras así lo hicimos y la verdad que estuvo genial!.

Calles en Chinatown, Singapur

Marina Bay Sands

El Marina Bay Sands es el hotel más emblemático de Singapur y uno de los más famosos a nivel mundial. Subir a la azotea para observar las impresionantes vistas, es una experiencia obligada en vuestro viaje. Recomendamos ir a ver la puesta de sol, de las experiencias más bonitas que tendréis y que recordaréis. La entrada a lo que es la azotea nos costó unos 15 euros aproximadamente por persona. Hay una zona más exclusiva llamada Skypark donde está el bar y también donde se encuentra la piscina del hotel (interminable, la más famosa del mundo, seguro que habéis leído sobre ella), pero para poder entrar en esa parte hay que estar alojado en el hotel.

El rato que pasamos en la azotea del Marina Bay Sands fue sin duda el mejor de nuestra estancia en Singapur. Siempre nos acordaremos, ¡impresionante, espectacular!.

El emblemático hotel Marina Bay Sands, en Singapur
Puesta de sol desde la azotea del Marina Bay Sands, en Singapur
Vista nocturna de Singapur desde la azotea del Marina Bay Sands

Para subir a la azotea debéis entrar en el hotel. Atravesando toda la recepción, se sale de nuevo al exterior y desde allí, y a través de unas escaleras mecánicas que bajan, llegaréis a la zona donde se paga la entrada y se toma el ascensor para subir.

Gardens by the Bay

Desde el Marina Bay Sands también se puede acceder a los impresionantes Gardens by the Bay (jardines de la Bahia), el parque más importante de Singapur. Es una zona natural con diferentes ambientaciones de climas y arboles gigantes que sin duda os sorprenderán. ¡Son alucinantes!.

Inaugurados en junio de 2012, los Gardens by the Bay son una de las atracciones turísticas de Singapur imprescindibles para los amantes de la naturaleza. Desde allí también podréis observar la Singapore Flyer, la famosa noria de la ciudad y que a todos nos recordará al London Eye de Londres.

Los jardines están localizados en una gran extensión de terreno ubicada entre el mar y la parte trasera del complejo Marina Bay Sands. En muy poco tiempo se han convertido en una de las grandes atracciones de la ciudad. Recomendamos ir a verlos al atardecer, para poder luego disfrutar del espectáculo nocturno que allí se celebra. ¡Os encantará!.

Para acceder a los jardines debéis tomar un ascensor que se encuentra en uno de los laterales del hotel.

Jardines de la Bahía, en Singapur
Los impresionantes árboles del parque, con sus puentes colgantes y juego de luces

Esplanade

Es la Ópera de Singapur. Es uno de los iconos de la ciudad y podría definirse como el edificio equivalente a la Ópera de Sídney. Fue inaugurado en 2002.

Parque de Merlion

En este parque, bajo los rascacielos de la bahía y junto a la orilla del mar, es donde se encuentra la estatua más conocida de Merlion, el símbolo de Singapur.

Mitad pez y mitad león, Merlion es la imagen de la ciudad, un icono que encontraréis en muchas partes. Fue diseñado en 1964 como la imagen del Ministerio de Turismo de Singapur.

Parque de Merlion, en Singapur

Hotel Raffles

Es el mejor exponente de la época colonial de Singapur. Nosotras no tuvimos tiempo de verlo, pero hemos leído sobre él y es un edificio impresionante. En el año 1887 fue mandado construir por Sir Stamford Raffles, el también fundador de la ciudad. Comenzó a dar alojamiento en 10 habitaciones. Doce años más tarde se inauguró el edificio principal y, a principios del siglo XX, se convirtió en un símbolo del poder oriental.

En los patios interiores del hotel Raffles encontraréis preciosas fuentes, lujosas tiendas de moda, bares y restaurantes.

Kampong Glam

Kampong Glam fue una de las primeras zonas habitadas de Singapur y, debido a sus primeros inquilinos, constituye el barrio árabe de la ciudad. Allí podréis observar el Palacio del sultán, así como la Mezquita y calles con los mejores restaurantes y cafeterías.

Aunque Kampong Glam no llega al nivel de Little India o Chinatown, si tenéis tiempo hemos leído que merece la pena la visita. Nosotras no pudimos acercarnos.

Isla Sentosa

Es una isla a la que se accede andando a través de un puente, de poco menos de 1 km de longitud. En Sentosa encontraréis muchas atracciones: una playa de dos kilómetros de longitud, Fuerte Siloso (Fort Siloso), dos campos de golf, dos hoteles de cinco estrellas y el centro de ocio World Sentosa, que incluye el parque temático Universal Studios Singapore.

Nosotras nos acercamos pero tan solo pudimos estar un par de horas. Lo cierto es que, aunque no pudimos ver mucho, nos decepcionó un poco y en nuestra opinión, no es algo imprescindible en Singapur. Merece mucho más la pena poder recorrer todos los barrios de la ciudad, vivir su vida. Solo recomendamos esta visita si vais a estar 3 ó 4 días por la ciudad y os sobra tiempo, ya que si se decide ir para allá es para estar un día entero y poder disfrutar de las atracciones que ofrece.

Puente para llegar a la isla Sentosa, en Singapur
Figura de Merlion en Isla Sentosa

Transporte

Como siempre decimos, recomendamos caminar todo lo que podáis para visitar las ciudades, y Singapur no es una excepción. Evidentemente es grande y, aunque hay ciertos puntos de interés muy cercanos unos de otros, en algún momento tendréis que coger el metro para llegar a otras zonas, como fue nuestro caso.

La red de Metro de Singapur (MRT – Mass Rapid Transit) es eficiente, moderna y alcanza casi todos los puntos de la ciudad. Está compuesta por 5 líneas. Existen allí máquinas para adquirir los billetes.

El precio del MRT de Singapur varía en función de la distancia recorrida. Las tarifas oscilan entre 1,5 y 2,5SGD por trayecto.

Para ahorrar en el transporte, y si os compensa, una buena opción es adquirir la Tarjeta Ez-Link o la Singapore Tourist Pass. Nosotras como hicimos mucho andando, compramos los billetes de manera individual cada vez que cogíamos el metro, eligiendo la estación a la que queríamos ir en cada momento.

Como ya hemos comentado, Singapur es una ciudad muy limpia y cívica. En el metro no se puede fumar, comer, beber, introducir sustancias inflamables y…lo más curioso, llevar durianes. Es una fruta local que, si bien su sabor no es malo, el olor es muy desagradable. Además de en el metro, los durianes también están prohibidos en los hoteles.

Por último, no podemos terminar este post sin hablar del Aeropuerto de Singapur…¡¡impresionante!!. Encabezando todas las listas de mejores aeropuertos del mundo, Changi es una atracción más de la ciudad. Tuvimos que hacer escala allí varias horas en nuestro viaje de vuelta…¡¡y fue toda una experiencia!!. Su nivel de servicios y atracciones es increíble. Si tenéis que estar allí un tiempo como fue nuestro caso…¡no os preocupéis!. ¡Seguro que lo disfrutáis!.

Información general de Singapur

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *