Budapest, aguas termales

«La perla del Danubio»

Dedico este post a mis amigos Andrea y Pachi, a cuya boda tuve el placer de asistir en Mayo de 2015 en esa mágica ciudad llamada Budapest. Espero que lo disfrutéis. ¡Un beso!-Virginia

He tenido la oportunidad de visitar Budapest un par de veces (Virginia)….y lo primero que puedo decir es que estoy totalmente de acuerdo con esa famosa denominación, “El París del Este”.

Situada en una de las partes de Europa más devastada por la historia del Holocausto y la Segunda Guerra Mundial, cuando hablamos de lugares como éste es inevitable que estas palabras se nos vengan a la cabeza. Todavía quedan por toda la ciudad recuerdos y señales de la historia tan cruda vivida a mediados del siglo XX.

Considerada por muchos una de las ciudades más bellas de Europa, la denominada “Perla del Danubio” cuenta con varios sitios Patrimonio de la Humanidad. Además ofrece una de las atracciones no tan comunes para el turista, como son los famosos balnearios, ya que la ciudad consta de numerosos manantiales geotérmicos. De hecho, es llamada también “la Ciudad de los Balnearios”, ¡no os podéis ir de allí sin haber visitado alguno!.

Desde mi punto de vista, considero sin lugar a dudas Budapest una visita obligada en el Este de Europa. Para mí es una de las ciudades más bellas que he visitado y de mis favoritas. Lo tiene todo para un viaje: un montón de sitios interesantes que conocer, estupenda comida a muy buen precio y un contraste encantador entre lo bohemio y lo elegante.

¿Qué ver en Budapest?

Budapest sorprende…sobre todo por esas diferencias entre las dos partes que la conforman separadas por el río Danubio con sus hermosos puentes. Por un lado Buda, con su famoso Castillo y mucho más histórica. Por otro Pest, más comercial, pero albergando maravillas arquitectónicas tan increíbles como por ejemplo el edificio del Parlamento.

La ciudad resulta grandiosa y decadente a la vez. Tiene calles, avenidas y edificios realmente bellos, además de zonas donde se percibe claramente lo que fue y queda del antiguo gran Imperio Astro-Húngaro.

Tres o cuatro días son suficientes para visitar Budapest. A continuación os resumimos los principales puntos de interés.

Buda

En la parte de Buda, destacamos los siguientes puntos.

El Castillo

También conocido como Palacio Real, fue antiguamente la residencia de los reyes de Hungría. Alrededor del Castillo, en la colina de Buda, hay además muchas callecitas con encanto. Se puede subir en funicular (Budavari Sikló), o andando por las escaleras al lado del Puente de las Cadenas.

El Bastión de los Pescadores

Es un mirador situado en la colina de Buda, en la orilla oeste del Danubio. Desde su cima se puede contemplar Pest en todo su esplendor.  Sus siete torres conmemoran a las siete tribus fundadoras de Hungría. Desde allí tendréis además una preciosa vista del Parlamento.

La Iglesia de San Matías

Es la iglesia católica más famosa de Budapest y se encuentra situada en el corazón del distrito del Castillo. Su nombre oficial es Iglesia de Nuestra Señora.

Iglesia de San Matías, en Budapest

El Monte Gellért (Gellért-hegy)

Debe su nombre al obispo cristiano Gerardo Sagredo. En su honor hay levantada una estatua. Con 235 m de altura, esta colina es un lugar de paseo muy popular en Budapest y un buen sitio para contemplar unas buenas vistas de la ciudad.

Tiene bastantes miradores y puntos de vista panorámica. En lo alto se encuentra la famosa Estatua de la Libertad, enclavada en el lugar en donde hasta 1992 se encontraba una gran estatua de un soldado soviético que ha sido trasladada al Parque de las Estatuas. Muy cerca de allí está la Ciudadela de Budapest, un recinto fortificado construido por los austríacos en 1850. En esta colina también se encuentra además el Balneario Gellért, el más conocido de la ciudad. ¡Su piscina principal ha salido tanto en revistas como en anuncios de televisión!. Se encuentra dentro del hotel del mismo nombre. Os recomendamos que lo visitéis.

Pest

En la parte de Pest, destacamos los siguientes puntos.

El Parlamento

Es un icono en la ciudad, es el tercer Parlamento además más grande del mundo. Construido entre 1884 y 1902, el Parlamento de Budapest fue la obra más grande de su época. Merece mucho la pena también la visita de su interior.

Edificio del Parlamento, en Budapest

La Ópera

Es uno de los edificios neo renacentistas más importantes de Hungría. Fue diseñada por el arquitecto húngaro Miklós Ybl. Se hacen visitas guiadas en varios idiomas, incluyendo el español.

La Plaza de los Héroes

Es una de las plazas más importantes de Budapest. Sus estatuas conmemoran a los líderes de las siete tribus fundadoras de Hungría.

La Plaza de los Heroes, en Budapest

El Balneario Széchenyi

Es uno de los recintos termales más grandes de Europa. El edificio actual fue inaugurado en 1913 y tiene un estilo neogótico. Merece mucho la pena la visita a este balneario. El recinto es grande, tiene 15 piscinas, 3 grandes al aire libre y 12 pequeñas en las zonas del interior. Os recomendamos que lo visitéis.

La Basílica de San Esteban

Es el edificio religioso más grande de Hungría (Szent István-bazilika). Se dice que la basílica puede albergar en su interior a más de 8.500 personas. Su nombre hace honor al primer rey de Hungría, Esteban.

El Mercado Central

Es uno de los lugares imprescindibles que hay que visitar en Budapest, para conocer un poco la gastronomía húngara y las costumbres en este sentido. Se trata de un sitio colorido, lleno de aromas y sabores autóctonos. El protagonista principal aquí es la páprika. Además, allí tendréis la oportunidad de poder conocer mejor e interactuar más con los húngaros.

La Gran Sinagoga

Es la segunda sinagoga más grande del mundo. Es conocida también como la Sinagoga de la Calle Dohány. En el recinto también se puede visitar el cementerio judío y el Árbol de la Vida.

Fachada de la Gran Sinagoga, en Budapest

El Monumento de los Zapatos

Sesenta pares de zapatos son los que componen el monumento creado en recuerdo a las víctimas de la Segunda Guerra Mundial que fueron ejecutadas y arrojadas a las aguas del río Danubio. Esta singular obra artística, diseñada por Can Togay y Gyula Pauer, se encuentra en el muelle, cerca del Parlamento.

Monumento de los Zapatos en Budapest, recuerdo de las víctimas del Holocausto arrojadas al río Danubio

La Avenida Andrássy

Es una avenida llena de historia en Budapest, un emblema de la ciudad. Declarada Patrimonio de la Humanidad en 2002, une la plaza Erzsébet ter con la Plaza de los Héroes, finalizando su recorrido junto al Parque de la Ciudad (también llamado Parque Városliget). Éste es un lugar ideal para descansar y relajarse. La avenida tiene bellas fachadas de casas y palacios renacentistas perfectamente conservados.

La Calle Váci (Váci Utca)

Es la calle más importante de Budapest junto con la Avenida Andrássy. Esta calle peatonal forma parte del corazón turístico y comercial de Budapest. Se encuentra situada de forma paralela al Danubio, entre la Plaza Vörösmarty y el Mercado Central.

El Danubio y sus puentes

Además de todo lo que hemos comentado para visitar, observaréis que la belleza del Danubio es impresionante. Conocer Budapest desde el río en un crucero panorámico es una de las actividades más recomendadas. Ver los edificios mientras se navega, tanto de día como iluminados de noche es una imagen inolvidable. Existen muchas compañías que realizan estos paseos en barco y hay información en varios puntos de la ciudad.

Además en el Danubio hay muchos puntos para visitar. Son los siguientes.

La Isla Margarita

En el río encontraremos la isla Margarita, declarada espacio público en 1908. Se trata de un gran parque que ofrece zonas de relax y ocio tanto para los turistas como para los habitantes de Budapest. Es grande para recorrerla andando, por lo que se puede hacer en tren turístico, en bicicleta o en coche eléctrico.

El Puente de las Cadenas (Széchenyi Híd)

Sobre el Danubio se alzan distintos preciosos puentes uniendo Buda y Pest. El más famoso es el Puente de las Cadenas, una de las atracciones más pintorescas y únicas de la ciudad. Tiene 380 metros de largo. Está custodiado por dos imponentes leones en cada extremo que se sustentan sobre dos torres desde las que salen las grandes cadenas que dan nombre al puente. Es el más antiguo en la capital húngara y el más famoso de todo el Danubio.

Oficialmente es conocido como Puente Széchenyi en honor a su creador, el conde István Széchenyi. Fue inaugurado en 1849, tras 20 años de obras. Durante la Segunda Guerra Mundial los alemanes volaron todos los puentes de la ciudad. El que vemos en la actualidad se inauguró en 1949, 100 años después del primero. La vista más bonita se obtiene al caer la noche, con el Castillo de Buda iluminado al fondo.

El Puente de las Cadenas en Budapest, con el edificio del Parlamento al fondo

El Puente de la Libertad (Szabadsag Híd)

En la zona sur, a través de este puente, podréis acceder al monte Gellert en el lado de Buda y al Mercado Central en el lado de Pest. Se inauguró en 1896 y es algo más corto que el Puente de las Cadenas.

El Puente de Margarita (Margit Híd)

Se encuentra hacia el lado norte, caminando desde el Puente de las Cadenas. Es el segundo puente más antiguo de Budapest. Como su nombre indica, es el que pasa al lado de la isla Margarita.

El Puente de Isabel (Erzsebet Híd)

Construido en 1903, debe su nombre a la reina Sissi, que murió durante su construcción. Fue el mayor puente colgante del mundo en su época. Destruido totalmente en la Segunda Guerra Mundial, se reconstruyó en 1963, perdiendo gran parte de su encanto original. La construcción que vemos hoy es totalmente diferente a la inicial. Existe una estatua de la querida reina Sissi en el parque, al término de la cabecera del puente en Buda.

El Puente de Isabel, en Budapest

Otros puntos

Aparte de los puntos de interés considerados imprescindibles que hemos enumerado existen otros, que si tenéis tiempo también son recomendables. Son los siguientes:

  • La Iglesia Rupestre. Inspirada en el Santuario de Lourdes. La encontréis en la ladera sur del Monte Gellért en Buda, excavada en las entrañas de la colina
  • La Iglesia Parroquial del Centro. Es el edificio más antiguo de Pest. Está junto al Puente Erzsébet, en el lugar donde descansan los restos del obispo mártir Gellért
  • La Iglesia de Santa Ana. De estilo barroco italiano. Se encuentra a orillas del Danubio, en Buda
  • El Balneario Rudas. Fue construido en el siglo XVI. Los baños están abastecidos por tres manantiales, Juventus, Attila y Hungaria, además de quince pequeñas fuentes. Está al lado del río, en la zona de Buda

Transporte

La red de transporte público en Budapest es bastante eficiente. Aunque es una ciudad que se puede recorrer andando perfectamente, si no queréis caminar o el tiempo no lo permite, con la línea 2 de tranvía y las cuatro líneas de metro podréis llegar a la mayor parte de los puntos de interés.

Si vais a utilizar el metro, el tranvía o los autobuses para desplazaros, lo más recomendable es hacerse con un abono. Los billetes sencillos tienen un precio elevado en comparación.

Información general de Hungría

Otros post relacionados:

2 opiniones en “Budapest, aguas termales”

  1. Interesante articulo . Aprendo algo con cada sito web todos los días. Siempre es estimulante poder leer el contenido de otros escritores. Me gustaría usar algo de tu post en mi blog, naturalmente pondré un enlace , si no te importa. Gracias por compartir.

    1. Hola!. Nos alegra mucho que te guste. La verdad es que disfrutamos mucho escribiendo cada post y, Budapest, es una ciudad realmente increíble. Por supuesto, estamos abiertas a una colaboración y te agradecemos que nos menciones en tu blog. ¿Cuál es la página?. Le echaremos un vistazo. Claro, compartir, conocer nuevos puntos de vista y leer otras descripciones de cada sitio es siempre enriquecedor y estimulante. Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *